Mar 27

DEVOCIONAL DEL VIERNES 27 DE MARZO

DEVOCIONAL FAMILIAR DEL VIERNES 27 DE MARZO:

SERIE: 

ENFRENTANDO EL FUTURO CON ESPERANZA.

(del 23 al 31 de marzo).

TITULO: BAJO EL ABRIGO DEL ALTÍSIMO.

EL OBJETIVO DE ESTE DEVOCIONAL ES: Que cada miembro de la familia viva bajo el abrigo del Altísimo.

  • LEAN EL TEXTO BÍBLICO: Salmo 91:1-6.

El que habita al abrigo del Altísimo morará bajo la sombra del Omnipotente.

Diré yo a Jehová: Esperanza mía, y castillo mío; mi Dios, en quien confiaré.

Él te librará del lazo del cazador, de la peste destructora.

Con sus plumas te cubrirá, y debajo de sus alas estarás seguro; escudo y adarga es su verdad.

No temerás el terror nocturno, ni saeta que vuele de día,

Ni pestilencia que ande en oscuridad, ni mortandad que en medio del día destruya.

  • LEAN ESTA REFLEXIÓN.

   Hay una serie de frases en el Salmo 91 que expresan peligro, como, por ejemplo: el cazador y la peste destructora (v. 3), el terror nocturno, saeta, pestilencia, mortandad (vv. 5-6), mal, plaga (v. 10), león y cachorro de león, áspid y dragón (v. 13), pero, con tan solamente una lectura general se puede percibir que su objetivo no es resaltar estos terrores de la naturaleza y de los que resultan de la corrupción de pecado humano, sino que, a pesar de todo ello, el alma de una persona puede estar totalmente a salvo, pero también su cuerpo.

   En este salmo, las palabras introductorias y principales que resaltan a Dios son las palabras “Altísimo” y Omnipotente” (v. 1), no como una descripción que califica sus atributos, sino como su nombre propio.  PRIMERO: Con “Altísimo”, el salmista que le nombra así, es porque ha sido honesto en darse cuenta que él es solamente un ser humano, un mortal que anda en el mundo donde impera el pecado y su condenación actual y eterna, y que la única esperanza que uno puede tener no se encuentra en sus semejantes, ni está propiamente en algo terrenal que haya sido creado por Dios mismo, sino que está en Aquél que se encuentra muy sobre el nivel de nuestra condición.  Se trata de Dios, cuya naturaleza le tiene en posición supremamente elevado, pero totalmente al alcance del ser humano.  SEGUNDO: Con “Omnipotente”, o Todopoderoso, resalta que no hay cosa difícil en el que Él no pueda intervenir para aplicar la solución necesaria.  Este fue el conocimiento de Moisés acerca de Dios alrededor del año 1500 a.C., pero que había sido el mismo Dios desde hacía 500 años atrás que se dio a conocer a Jacob, a Isaac, y a Abraham; y el mismo Dios desde el principio cuando Dios hizo la creación, cuya naturaleza como tal se remonta hasta la eternidad.  Así que se trata del que es “Altísimo” y “Omnipotente” eternamente.

   Pero, el salmista, en la misma introducción del salmo usa las palabras “abrigo”, y “sombra” (v. 1), que atribuye a Dios.  Esto, no quiere decir que Dios es un ser vestido con un abrigo como los que nosotros usamos en tiempos de frío, y que fuese de una talla de tamaño universo.  Ni quiere describir a un ser divino que estando en pie, refleja una sombra como la nuestra cuando nuestro interfiere con la luz.  Se trata de solamente recursos de lenguaje al nivel de la experiencia humana que, conociendo la utilidad de un abrigo y de una sombra, entendamos que los seres humanos podemos hallar en Dios la protección, la seguridad, el descanso, y muchos beneficios para nuestra alma y para nuestro cuerpo.

   Amados hermanos, enfatizando únicamente la expresión “abrigo del Altísimo”, no es solamente un recurso espiritual que demanda una actitud con respecto a un Dios que se encuentra tan lejos como lo es la eternidad, sino que para obtener el beneficio de su abrigamiento, es necesario “HABITAR” en, bajo, dentro, de su “abrigo” o cuidado, protección, seguridad, etc…  Por eso, el salmista dice: El que habita al abrigo del Altísimo morará bajo la sombra del Omnipotente” (Salmo 91:1).  En estos tiempos que el Covid-19 es la noticia aterradora, Dios sigue siendo el Todopoderoso, y el “Altísimo”; y su abrigo es su Hijo Jesucristo, en quien debemos recurrir a resguardar nuestra vida entera creyendo en él primeramente para salvación eterna, y quien está en Cristo, también goza de sus cuidados y protección en la vida presente.

  • CANTEN EL HIMNO: “EL QUE HABITA AL ABRIGO DE DIOS» (# 683).

Presiona el botón PLAY:  del video siguiente, y sigan la voz que les dirigirá en la entonación del himno.

NOTA:  EL DIEZMO Y/U OFRENDA QUE SEPAREN o CONSAGREN PARA LA OBRA DE DIOS, DEBERÁ SER LLEVADA A LA IGLESIA HASTA EL PRIMER DOMINGO QUE TENGAMOS CULTO.  POR EL MOMENTO Y HASTA NUEVO AVISO LAS OFICINAS DE LA IGLESIA PERMANECERÁN CERRADAS.

  • TIEMPO DE ALABANZAS.

Presiona el botón PLAY: cuando escojan la alabanza a cantar. Todas incluyen la letra para facilitar el canto.

ABRES CAMINO (Real Rojo, Ft. Joel Contreras).

EN ESTO CREO (El Credo).

NO HAY LUGAR MÁS ALTO.

SOLO DE JESÚS LA SANGRE (En Espíritu y en Verdad).

 

  • AHORA, OREN CON PALABRAS COMO ESTAS:

Altísimo Dios, gracias por ofrecernos a Jesucristo tu Hijo y tu “Abrigo”, en quien en lo personal y como familia encontramos la salvación de nuestra alma.  También en él y por medio de él, te pedimos por nosotros, por nuestros demás hermanos en la fe, y por nuestro prójimo en general, que nos protejas del peligro de la pandemia del coronavirus.  En tu cuidado actual, y en nuestra salvación eterna, aceptamos que tú seas nuestro “Abrigo”, en el nombre de Jesús. Amén.

¿QUIEREN PEDIR ALGUNA ORACIÓN?:

PÍDANLA AQUÍ, LLENANDO UN FORMULARIO

 

ESTÉN PENDIENTES DEL DEVOCIONAL DE MAÑANA, y DE LA GUÍA DE CULTO DEL DOMINGO 29 DE MARZO DESDE LAS 8:00 A.M.
 

Facebook: Divino Salvador Mérida